Esta es la compañía que más plástico arroja al mar, según un conocido grupo ecologista | Life

by noticasp


Si antes decíamos que todo esto era campo, muy pronto habrá que sustituir la palabra por plástico: el mal del siglo XXI es la proliferación sin límites ni frenos de este peligroso material sintético que asfixia ecosistemas enterosse ceba con la vida marítima y acaba en el interior de nuestro organismo en forma de diminutas nanopartículas. Las estadísticas dan escalofríos: en 65 años la producción de plástico se ha disparado casi 200 veces y cada año se producen 320 millones de toneladas métricas, de las que una gran parte desembocan en ríos y mares de todo el planeta.

Hoy toca hablar de las principales empresas culpables en 2019 de la contaminación por plástico, identificadas tras la auditoría realizada por el movimiento ecologista Break Free From Plastic (BFFP). Tras recoger casi medio millón de pedazos de basura plástica, más del 40% de esta montaña de residuos todavía era claramente identificable por marca. Una de ellas destacó de forma clara sobre el resto: se trata de Coca-Cola, en la cumbre de la clasificación por segundo año consecutivo.

Esta auditoría de 476.423 pedazos de desechos plásticos recogidos por más de 70.000 voluntarios en el Día Mundial de la Limpieza sugiere que Coca-Cola es el mayor contaminador plástico del mundo, responsable de 11.732 de los desechos plásticos recuperados durante el evento global. No es el primer dato sobre la insostenibilidad de la producción de la compañía de refrescos, que produce 200.000 botellas de plástico por minuto.

Los desechos plásticos producidos por Coca-Cola son más del doble de la cantidad del segundo lugar mundial (Nestlé, con 4.846 piezas), Pepsi (3,362), Mondelēz, Unilever y Mars, entre otros. “Este informe proporciona más evidencia de que las corporaciones necesitan urgentemente hacer más para abordar la crisis de contaminación plástica que han creado”, dice el coordinador global de BFFP, Von Hernández, aclarando que la dependencia del plástico de un solo uso bombea cada vez más residuos al medio ambiente, algo que no va a solventar el reciclaje.

Para el plástico, cuyas diversas formas químicas diferentes resultan difíciles, poco prácticas o ineficientes para reutilizar, el reciclaje es particularmente problemático, por lo que BFFP dice que una reducción urgente de la producción mundial de plástico es la única respuesta real a la crisis. De la cantidad total de plástico producida desde la década de 1950, solo el 9% se ha reciclado en todo el mundo, mientras que el resto se ha quemado, vertido o contaminado el medio ambiente, explica el informe.

Para los consumidores, la complejidad del problema puede ser difícil de ver, especialmente cuando compañías como Coca-Cola gastan millones en iniciativas de reciclaje y zero waste que aparentan ser ambientalmente responsables. No obstante, los gastos son solamente una distracción o intento de retratar a la empresa como marca responsable y centrada en la sostenibilidad, a la vez que se aseguran que la producción de botellas en el fondo permanezca intacta.

“Estas estrategias protegen en gran medida el modelo comercial obsoleto y obsoleto que causó la crisis de contaminación plástica, y no harán nada para evitar que estas marcas vuelvan a ser nombradas las principales contaminadoras en el futuro”, dice Abigail Aguilar, coordinadora de la campaña de plástico de Greenpeace para el sudeste asiático.





Fuente del Artículo

Related Articles

Leave a Comment